“No pagaremos la deuda y pediremos a otros países que nos secunden”

Pepe Mejía. Diagonal

Maria Bolari

Maria Bolari es diputada griega de la coalición de izquierda Syriza. Estuvo en Madrid a finales de noviembre y, antes de participar en un mitin internacional junto a varios líderes de la izquierda europea y miembros del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) de Jaén, visitó en Sevilla a las mujeres de la Corrala Utopía que mantienen una concentración indefinida junto a la sede de Ibercaja.

Bolari es representante de Syriza por la circunscripción electoral de Atenas. Hija de un trabajador comunista que tras la guerra civil en Grecia (1941-1950) pasó 15 años de exilios y cárceles, militó durante los ‘80 en el movimiento estudiantil y en los ‘90 y posteriores participó en las protestas antiglobalización.

En los últimos años ha formado parte de las movilizaciones contra las políticas de austeridad impuestas por la troika a Grecia. Integra el Consejo Nacional de Syriza y es miembro de la organización anticapitalista Izquierda de los Trabaja­dores Internacionalistas (DEA), uno de los principales partidos de la coalición. En el Parlamento griego ha hecho una activa labor de denuncia de los recortes sociales, en particular en el ámbito de las pensiones y los derechos laborales.

Permanente movilización en Grecia

La diputada de Syriza señala que Grecia vive en un estado de permanente movilización: “En las últimas cuatro semanas ha habido muchas protestas. Para nosotros fueron más importantes el pasado 6 y 7 de noviembre [huelga general de dos días en Grecia] que el 14N [huelga europea]. Sin embargo, esta fecha es muy significativa porque por primera vez hubo una coordinación europea”, explica Bolari. La situación social, política y económica es muy grave porque “ ha habido ya tres paquetes de ‘salva­ción’ y ninguno ha hecho que salgamos de la permanente de crisis que sufrimos. Hay una bajada de salarios del 40% y el paro llega ya al 25%.

Se han eliminado los convenios colectivos y ni la deuda ni el déficit bajan”, explica la dirigente griega. Por ello, según explica Maria Bolari a DIAGONAL, “el único camino es la resistencia”, e insiste en que “la solución vendrá desde la izquierda”. Dice que existen razones para ser optimista porque el actual Gobierno de Grecia “ya sufre pérdidas de apoyo en el Parlamento. Aunque la lucha es muy difícil y dura hay esperanza y confianza en los trabajadores. Las movilizaciones en España e Italia son buenas para Grecia. También nuestra lucha desde Syriza retroalimenta otras luchas europeas”, señala Bolari.

En las elecciones del 17 de junio, Syriza obtuvo 1.655.053 votos, el 26,89% del electorado. Logró 71 escaños, subió 19. Este respaldo político del proyecto indica, según la diputada de Syriza, que “la izquierda puede gobernar. Posiblemente en los próximos meses formaremos Gobierno, porque los problemas de Grecia tienen solución política. No será fácil, pero tenemos que intensificar las luchas y exigir que se convoquen elecciones. El objetivo es derrumbar a este Gobierno y formar uno de izquierda”, afirma.

Cuando hablamos de la izquierda

Bolari matiza que “cuando hablamos de izquierda excluimos expresamente a la socialdemocracia o a esa izquierda que aplica recetas socialdemócratas”. Asegura que “el Gobierno griego es frágil pero peligroso. Ahora mismo tiene dos presiones. Una que proviene de la troika y otra de los movimientos sociales y populares. No subestimamos a Ama­ne­cer Dorado, los ultras de Nikolaos Michalolia­kos, que ha aprovechado la corrupción y a quien los medios prestan mucha ayuda”.

Maria Bolari señala que es necesaria la unidad de la izquierda frente a las políticas de la troika y, en cuanto a la unidad de la izquierda, las claves son: “Unidad y radicalismo, ambas unidas. La lucha en la calle y la política”. En Syriza, los movimientos sociales juegan un papel fundamental: el roce en la calle es importante, así como la participación y dejar claro que no se pacta con la socialdemocracia. Nuestra prioridad, una vez llegados al Gobierno, son los trabajadores. No aceptaremos el chantaje, no pagaremos la deuda y pediremos a otros países que nos secunden”.

“SEGUIMOS HACIENDO UN LLAMAMIENTO A LA RESISTENCIA Y LA LUCHA”

La diputada de Syriza, María Bolari, durante su reciente visita en el Estado español manifestó que la situación del pueblo griego, debido a las políticas llevadas a cabo por la troika, es grave. El país heleno, que fue donde estalló la crisis de deuda de la zona euro a finales de 2009, es en la actualidad el Estado más endeudado del bloque monetario de la Unión Europea a pesar de una fuerte quita que ya sufrieron este año los bonos en manos de acreedores privados. Su economía se ha contraído casi un 25% en cinco años. Según Bolari: “la deuda ha sido el tema fundamental del avance de la formación Syriza. Así como el trabajo, realizado desde hace más de once años, de unidad entre gentes de la izquierda reformista griega, revolucionarios y anticapitalistas”. Pero a pesar de este trabajo “seguimos haciendo un llamamiento sincero a la colaboración de los trabajadores. Hacia la resistencia y la lucha”, señala la diputada griega.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s