AHORA Y SIEMPRE: CONTRA LAS VIOLENCIAS MACHISTAS, RESISTENCIAS FEMINISTAS.

photo_2015-10-02_17-28-23

En lo que llevamos de 2015 se han cometido 77 feminicidios en el Estado español según datos de feminicidio.net. Es decir, este año 77 mujeres han sido asesinadas por la violencia machista. Repetimos las cifras y parece que no terminamos de hacernos cargo de lo que significa que decenas de mujeres han perdido la vida en lo que va de año…por ser mujeres.
En primer lugar hay que recordar que la violencia machsita es un fenómeno cotidiano, que sufrimos en diferentes intensidades y en todos los contextos: familiar, afectivo, sexual, laboral y social. Todas hemos sentido miedo alguna vez caminando de noche por la calle; muchas hemos recibido un salario inferior al de compañeros varones; en algún momento de nuestras vidas, hemos vivido la imposición de roles que no deseábamos, y hemos sufrido el castigo social por no respetarlas. En el extremo de esta escala de abusos está el asesinato.

 
El patriarcado, como sistema de dominación, trata de asegurar su continuidad fabricando un consenso aparente, tratando de hacer que las cosas funcionen como si fuera natural que así funcionasen. Cualquier sistema de dominación funciona mejor si quienes sufren la opresión colaboran. Ahora bien, esto no siempre es posible, y la violencia machista es el mecanismo mediante el cual el patriarcado se perpetúa a través del miedo y la coacción. La violencia machista existe porque en la sociedad hay, todavía, una relación jerárquica entre hombres y mujeres. Es un fenómeno estructural, una forma de control que busca mantener a las mujeres en posiciones sociales subordinadas. Es, además, un contínuo: comienza con la discriminación sexista y desemboca (puede desembocar) en el asesinato.

 
A pesar del aparente consenso social contra la violencia machista ésta sigue sin ser una prioridad, y los medios con que se combate siguen siendo insuficientes. En primer lugar necesitamos que todos los asesinatos machistas sean reconocidos como tales, y que las cifras oficiales dejen de ocultar parte de los casos. Necesitamos que se proteja de forma inmediata a todas las mujeres, independientemente de su situación administrativa o de su profesión. En el plano económico necesitamos servicios públicos fuertes y formación para la igualdad en todos los ámbitos (escolar, sanitario, judicial, etc.). La lucha contra la violencia machista es incompatible con la lógica capitalista de desmantelamiento del Estado de Bienestar. El cierre de servicios especializados y la precarización de las y los trabajadores que atienden estos servicios suponen una actuación irresponsable ante uno de los más graves problemas que enfrenta nuestra sociedad. Mientras la crisis ahoga a las familias, muchas mujeres se ven encerradas en espacios familiares violentos de los que no pueden escapar porque no tienen los medios económicos para ello. Necesitamos más feminismo, en todas partes.

 
El 7 de noviembre las mujeres vamos a tomar las calles para exigir una respuesta contundente, la marcha contra las violencias machistas será una ocasión para recordar que nos queremos vivas. Basta de feminicidios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s